Las barricadas

Negras tormentas agitan los aires,
nubes oscuras nos impiden ver.
Aunque nos espere el dolor y la muerte,
contra el enemigo nos manda el deber.

El bien más preciado es la libertad:
Ħhay que derfenderla con fe y valor!
Alta la bandera revolucionaria
que del triunfo sin cesar nos lleva en pos.

Alta la bandera revolucionaria
que del triunfo sin cesar nos lleva en pos.

ĦEn pie pueblo obrero! ĦA la batalla!
ĦHay que derrocar a la reacción!
ĦA las barricadas! ĦA las barricadas!
ĦPor el triunfo de la Confederación!
ĦA las barricadas! ĦA las barricadas!
ĦPor el triunfo de la Confederación!

Este himno del proletariado internacional tiene una de las historias más gloriosas. Su autor la compuso en la cárcel en 1884. Es una de las canciones obreras más conocidas, especialmente en Polonia, Rusia y Alemania, donde se la conoce como "Varchavianka" y también "Varsovianka" o "Varsoviana". En España se convirtió en el himno de los anarquistas durante la guerra civil y la traducción de la letra alude a la Confederación Nacional del Trabajo.

inicio La Antorcha Literaria La Buena Música